Blogia
laescaleradecaracol

Isolation (Billy O'Brien, 2005)

<strong>Isolation (Billy O'Brien, 2005)</strong>

TRANS GEN

En la entrega de los premios BAFTA del año 2000, uno de los trabajos en formato corto más originales entre los nominados  de aquella edición fue una ácida historia de humor negro, ubicada en la Francia del siglo XIV durante plena epidemia de peste bubónica,  que mezclaba marionetas con imágenes reales. “The Tale of the Rat That Wrote” es un título a reivindicar  dentro del cine de animación, una joya dirigida por el joven Billy O’Brien y que se llevó diversos galardones entre los que destacan los del Festival de Nashville, el del San Francisco International Film Festival y  el Festival de Cine Fantástico Fantasporto.

Ruth Kenley-Letts, productora del primer trabajo de O’Brien, se asoció con el productor francés Bertran Faivre para trasladar al celuloide una historia de terror rural que originalmente se tituló “The Calf” (el ternero). La narración se ubica en una semi-derruida hacienda de la campiña Irlandesa, donde un granjero cuida un rebaño de vacas que  en realidad están siendo utilizadas para un experimento genético ultra-secreto. Finalmente, tanto los productores como el propio director, decidieron renombrar la historia con el sugerente nombre de una canción de Joy Division editada por primera vez en 1980 en el álbum “Closer”. Nos referimos a “Isolation”. 

Aunque nada tiene que ver el aislamiento que nos transmitía Ian Curtis con el del film de Billy O’Brien, lo cierto es que la película nos induce paulatinamente a un estado de perturbadora tensión, apoyado por la atmósfera malsana que se respira en los infectos cobertizos por donde se escampa una contagiosa alimaña surgida del interior de una vaca. Isolation  es un trabajo independiente y de presupuesto modesto, con el que se han obtenido fantásticos resultados a nivel internacional, ya que no solo ha cosechado numerosos éxitos por todos los festivales por donde ha pasado, sino que también ha arrojado polémica al debate sobre la experimentación genética con animales.

A caballo entre un film de David Cronenberg y el Octavo Pasajero de Ridley Scott, “Isolation” conserva ese regusto aséptico de quirófano combinado con el de película con monstruo, cuya amenaza es tanto o más perturbadora si cabe al intuirse la presencia de la alimaña entre los corredores o acechando en el agua estancada, en la que uno de los protagonistas de la cinta se hundirá hasta el cuello, en un ridículo intento por salvar su vida.       


             

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres