Blogia
laescaleradecaracol

Entrevista a Paco Plaza y Jaume Balagueró

Entrevista a Paco Plaza y Jaume Balagueró [REC], de Paco Plaza y Jaume Balagueró,
SI APAGAS LA CÁMARA ME MUERO

Es verdad. La nueva película de Paco Plaza y Jaume Balagueró acojona. Rec es una experiencia de horror extremo, narrada en tiempo real por los responsables de algunos de los títulos más acertados  del cine de terror patrio de última generación. Los fans del género de horror y demás casquería fina estamos sin duda de enhorabuena. ¿Nos encontraremos ante una de las reformulaciones más estimulantes del cine de terror producido en nuestro país? Su première española tendrá lugar durante la próxima 40 edición del SITGES-Festival Internacional de Cinema de Catalunya, certamen que ha incluido la cinta entre los títulos de la Selección Oficial “Fantàstic”.

Recién llegados de la Biennale de Venecia, donde la película ha sido proyectada fuera de competición sobrecogiendo a público y crítica a partes iguales, hablamos con Paco y Jaume de su nueva propuesta en Barcelona, la misma ciudad donde transcurren los terribles acontecimientos que tienen lugar en la película.

La Escalera: ¿Cuál es vuestra sensación tras llegar del festival de Venecia? ¿Cómo ha funcionado la película entre el público de La Biennale de este año?

Paco: La reacción en Venecia ha sido muy buena. Quizás a priori no parece que sea el festival idóneo para una película de terror; desde luego la Biennale no es un festival de género ni mucho menos, pero bueno, para Jaume ya es el tercer año consecutivo que presenta su trabajo en Venecia y sus películas siempre han tenido muy buena acogida. Por eso había un avance de que Rec podría funcionar, de que el público allí es bastante abierto a cualquier género. Aunque desde luego tampoco pensábamos  que la reacción iba a ser tan entusiasta como lo ha sido.

 ¿Cómo surge la idea de la película? Contadme en qué os habéis inspirado a la hora de explorar el cine de género desde lo que se podría entender como un “falso documental” 

Jaume: La idea surge a partir de conversaciones entre Paco y yo, en las que le dábamos vueltas a la idea de cómo hacer una película de terror que fuera más allá de las covenciones narrativas del género, una película que no utilizase necesariamente las convenciones de montaje o de música de este tipo de cine. Nos inspiramos en el mundo de la televisión, en la credibilidad que te dan los reportajes de la tele tipo Cops, que fue uno de los referentes básicos. Intentamos rodar una historia de terror grabada por una cámara de televisión, donde la cámara y el cámara son  un personaje más de la historia que se encuentran grabando. A partir de aquí comenzamos a crear la historia de una pareja de reporteros, una chica y un cámara que están haciendo un reportaje sobre los bomberos, y el modo en que todo se va transformando poco a poco en una historia de terror. Lo que nos motivó desde el principio fue intentar acercarnos al género de terror de una forma nueva, que  permitiese implicar completamente al espectador de forma que éste estuviese dentro de la película, que la estuviese no sólo viendo, sino también viviendo.

Paco: Nuestra intención siempre ha estado dirigida a narrar una historia de terror de la manera más cercana a la realidad posible; no contarlo como una película sino como un reportaje sobre algo que está ocurriendo. Para ello nuestro trabajo como directores se ha centrado en crear una realidad “manipulada”, en la cual meter un cámara que hiciese un repotaje efectivo de lo que estaba sucediendo, de las continuas situaciones que habíamos inventado.

¿Hasta qué punto es real lo que sucede en Rec?

Jaume: La chica y el cámara realizan un reportaje en todo momento de lo que sucede, sobre todo al principio de la cinta cuando están en el parque de bomberos. La grabación de todo lo que sucede es completamente real, a ellos se les propuso entrar en el parque de bomberos a hacer un reportaje y eso es sencillamente lo que hacen; nosotros no estamos allí con otras cámaras grabándoles como hacen el reportaje: la película es el reportaje mismo. Lo que ocurre es que nosotros creamos una realidad casi a escondidas, y que ellos no esperan. Una realidad ficticia y manipulada a través de la cual ellos continúan haciendo el reportaje de verdad.

Ante esto suponemos que la tarea de dirigir a los actores se transforma en una tarea algo diferente que en una película de terror convencional ¿Cómo han sido atrapados los actores por los acontecimientos que se dan lugar en la película ?

Paco: El trabajo de los actores en esta película no ha sido ceñirse a un guión o seguir unas pautas muy concretas. El trabajo ha consistido en que ellos se convirtieran en esos personajes. En ningún momento les dimos un guión completo, ni nunca lo tuvieron. De hecho Manuela Velasco, la protagonista, no sabía como iba a acabar la película hasta que se rodó el último día. Ella llegó al  rodaje el último día sin saber que iba a pasar. Nos preguntaba “¿Pero me váis a matar?”, “¿Sigo viva?”, “¿Qué haré?”. Y nosotros insistíamos en que no lo podía saber. No les decíamos a los actores exactamente lo que iba a pasar, sólo les explicábamos donde empezaba y donde acababa la acción, pero nuestra premisa era “pase lo que pase, seguíd. Continuad siendo los personajes y reaccionar a lo que ocurre, porque pueden haber sorpresas”. Nos gustaba mucho jugar con la idea de que de repente una situación que ellos pensaban que iba por un sitio, gracias a algunos actores cómplices en ese momento, diera un giro inesperado y se vieran superados por la película. Queríamos que la película tuviese una vida propia, incluso el cámara no sabía en muchos momentos lo que iba a pasar. Hay situaciones en las que el cámara incluso llega tarde, porque no sabía que iba a pasar eso. Ese nervio y esa vida creo que está en la interpretación de los actores, en el brio de la cámara e incluso en la propia película. Rec es como una fiera que cobró vida propia, nosotros tan sólo nos dedicábamos a encauzarla en la dirección que nos convenía.

¿De qué modo conjugáis el factor tiempo, el “aquí y ahora”, para otorgar de mayor credibilidad a la película?

Jaume: Para esto ha sido imprescindible que la película fuera grabada en tiempo real y de manera cronológica. Es decir, el orden de la grabación es el orden de la historia. Así los actores han sido dirigidos de la manera que yo considero más ideal, en el sentido de que los actores entendiesen su personaje y se metieran completametne en la piel de su personaje. A partir de aquí, una de las claves para conseguir esa sensación de realidad e inmediatez ha sido la improvisación y la reacción de los actores a lo largo de los acontecimientos que tienen lugar en la historia, a través de los cuales nosotros ibamos introduciéndoles de manera consecutiva y cronológica.

¿Qué parámetros teníais claros que debía seguir la actriz que escogisteis para el papel protagonista?

Paco: La elección de Manuela Velasco para el papel de Ángela fue una elección coherente con el proyecto. Por un lado nosotros queríamos que todos los actores no fueran excesivamente conocidos. Incluso por ejemplo un actor que podría ser facilmente reconocible como Carlos Lasarte, que aparece en otra película de Jaume, esta muy caracterizado para que no se le reconozca. Intentamos que cuando vieras la película vieras personajes, no actores. En este caso elegir a Manuela también encajaba con esa intención de dotar de mayor veracidad la película. La cara de Manuela te suena de verla en la tele, te suena de que es una reportera de “Cuatrosfera”, que hace reportajes como el que estás viendo en la película. Eso ayudaba aún más a potenciar nuestra intención. Una reportera que es actriz, porque claro, necesitábamos las dos cosas: alguien con muchas tablas delante de la cámara y que al mismo tiempo fuese capaz de interpretar y reaccionar ante algo que estuviera sucediendo. Por eso siempre hemos buscado esa dualidad, una reportera que además fuese actriz.

 Con Rec os alejáis de los estilemas acerca de lo sobrenatural que explorásteis en vuestros anteriores filmes, centrados más en la tradición de películas sobre fantasmas y aparecidos. Aquí proponéis una amenaza endógena, un virus, una infección, tirando de la crudeza estética propia del cine gore y dando una vuelta de tuerca a las películas de muertos vivientes. ¿Es un cambio que ya os apetecía desde hace tiempo?

Paco: Creo que Rec es la película más de género que hemos hecho. Yo lo vivo como la peli más para el aficionado al género que yo soy. La peli más cañera y más hecha para los fans del terror. Sí es cierto que Rec  tiene una crudeza que proviene del mismo concepto de la película y de su estética como reportaje, y del naturalismo con el que están tratadas todas las situaciones. Eso le da una visceralidad y una aspereza a la película que yo creo que es muy buena. En ese sentido sí que es premeditado que queríamos hacer una película bastante “física” .

 ¿Creéis que Rec bebe directamente de la manera en que se representa el terror hoy en día en los medios de comunicación ?

Paco: Absolutamente. Yo creo que ya no simplemente la televisión ha cambiado la forma de contar la realidad sino que ha modificado la realidad misma. Yo creo que hay muchas cosas que sólo ocurren porque van a ser televisadas. Quizás el 11-S fuese el momento clave de todo esto, es decir, la idea de hacer un atentado para ser televisado. Yo creo que eso ha cambiado la manera de ver el mundo y ha fomentado nuestras paranoias. Ahora mismo no se hace nada que no sea de cara a ser emitido por televisión, porque de alguna manera nuestra percepción de la realidad se hace más a través de la tele que a través de la experiencia sensorial. En ese sentido si que creo que el cine de terror refleja los miedos de la sociedad en la que se inscribe, y es cierto que ahora vivimos un terror a lo invisible, un miedo a un enemigo que se infiltra en nuestra sociedad y la pudre por dentro. Creo que ese es el miedo, la paranoia de nuestra sociedad occidental, y de alguna manera sí creo que Rec encaja bien en esa corriente, por eso engancha con un miedo subconsciente,  quizás por eso funcione tan bien.

Jaume: También decidimos que esta histroria girase entorno a una infección por una mera cuestión de género; decidimos que la situación que debían encontrarse nuestros personajes debía colisionar completamente entre la actitud narrativa de documental y ese contenido chocante. Por eso ideamos una historia con tintes provinentes de películas sobre infecciones y zombies, y ese choque es el que funciona en la película haciendo que el espectador se sienta completamente perturbado.

Se habla ya de un remake producido por Hollywood. ¿Qué podéis adelantarnos sobre eso?

Jaume: Básicamente lo que quieren es rehacer la película en inglés para el mercado americano, adaptando la historia a Los Ángeles en lugar de Barcelona. Es la práctica habitual de la indústria americana cuando realizan un remake sobre muchas películas orientales o europeas.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

adagio -

gracias por tus comentarios Jacques. tengo ganas de verte, llámame un día cuando salgas del ajetreo cinematográfico y hablamos.
;-)
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres